Con iCommunity los procesos se reducen al mínimo, dependiendo del caso de uso y el servicio contratado. Normalmente en pocos días podrá validar la tecnología en su producto.